Pensando en evitar las aglomeraciones, en la seguridad de sus usuarios y personal médico, el
Hospital Regional Coyhaique inauguró las Unidades de Urgencia Pediátrica y Gineco Obstétrica.

Con el objetivo de presentar las instalaciones de la Unidad de Urgencia Pediátrica y de la Unidad
de Urgencia Gineco Obstétrica del Hospital Regional Coyhaique, como unidades de atención de
Urgencia Diferenciada en el marco de la contingencia por la presencia de COVID-19 en el país, el
director del establecimiento, Jaime López Quintana dio a conocer a la intendente Regional
Geoconda Navarrete; Alejandra Valdebenito, Seremi de Salud Aysén; Julio Vargas, Director (S) del
Servicio de Salud Aysén; Margarita Arismendi, Presidenta del Consejo de Desarrollo Hospitalario y
otras autoridades de la red de salud, su funcionamiento.
La medida adoptada por el principal recinto hospitalario regional, tiene como principal objetivo
dar una atención diferenciada y oportuna, a aquellos pacientes que requieran de atenciones de
urgencias pediátricas y gineco obstétricas mientras dure la contingencia por la presencia de
COVID-19 en el país.
La intendente regional de Aysén, Geoconda Navarrete explicó la necesidad de conocer y entregar
estos nuevos dispositivos de atención a la comunidad “se trata de nuevas dependencias que está
entregando al uso comunitario el Hospital Regional Coyhaique, que tienen que ver con la urgencia
pediátrica, espacio que se adecuó especialmente para atender en esta contingencia y dar
seguridad en la atención a los pacientes, a las familias y al personal médico. Además, el espacio
gineco obstétrico, en el que también se buscó la forma de aislarlo y tener una atención mucho
más segura para nuestras embarazadas y futuras mamás. Estos esfuerzos en tiempos de crisis nos
dan cuenta que, como instituciones de la sociedad, somos capaces de reinventarnos y buscar la
forma de entregar mejores prestaciones, siempre pensando en el bienestar de nuestra población,
buscando la mejor forma de abordar esta pandemia”, señaló la máxima autoridad regional.
Por su parte, Alejandra Valdebenito, Seremi de Salud Aysén también señaló la importancia de esta
implementación de urgencias diferenciadas, “esta pandemia ha venido a reestructurar no
solamente la vida de cada una de las familias de la región de Aysén, sino que también ha tenido
que poner a disposición la infraestructura hospitalaria de tal manera de avanzar en las brechas
que hemos tenido como región y como Hospital Regional Coyhaique, que tiene que ver con
diferenciar la Urgencia Obstétrica e Infantil. Felicitamos y valoramos enormemente el avance
gigantesco que hemos tenido en este mes en cuanto a infraestructura y equipamiento que está
por llegar, para poder dar una mayor autonomía, no solamente al Hospital, sino que a la red
asistencial completa”.

Funcionamiento de las Urgencias Diferenciadas
En la oportunidad, Jaime López Quintana, Director del Hospital Regional Coyhaique aprovechó de
explicar cómo funcionarán estos nuevos dispositivos de atención que tendrán su acceso por calle
Jorge Ibar “a partir de hoy, formalmente el Hospital cuenta con tres dispositivos de atención de
urgencia, diferenciados y segregados. La Urgencia general, que es la que tradicionalmente conoce
la población, atenderá a toda la población mayor de 15 años, de todo tipo de morbilidad que les
afecte. La atención de la urgencia gineco obstétrica, se va a hacer a través de un dispositivo que
cuenta con un sector especialmente, fuera del habitual. Lo mismo para la atención de los menores
de 15 años, que cuenta con todo el espacio que se conocía como Servicio de Kinesiología, que se
adaptó, y se le hicieron las modificaciones correspondientes para instalar ahí un Servicio de
Urgencia para los niños”.
Más tarde profundizó que “es probable que estas modificaciones, que nos ayudan a separar a la
población adulta, infantil y gineco obstétrica en flujos distintos de atención, nos permiten cuidar
de mejor forma al paciente Covid del no Covid que eventualmente pudiésemos tener, y proteger a
nuestros funcionarios. En la atención pediátrica, un énfasis especial, es que nos ayudará mucho a
enfrentar la atención y la demanda que tenemos habitualmente por virus respiratorio sincicial a
partir del mes de junio. Estas medidas vienen a contribuir en lo que para nosotros es la
dignificación de la atención a nuestros usuarios, y a generar mejores condiciones de seguridad en
el contexto de pandemia de Covid-19”.
También valoró el esfuerzo de la comunidad hospitalaria en la implementación de estos
dispositivos “en el que especialmente sus funcionarios, médicos, enfermeras, técnicos y
administrativos han puesto el corazón para poder hacer esto en un tiempo tan corto. Cuando los
usuarios visiten las dependencias, se darán cuenta de los detalles, de la creatividad y del
entusiasmo de nuestros funcionarios para poder arreglar las dependencias con los estándares y el
cumplimiento de la normativa de manera adecuada. Es un orgullo dirigir un equipo que en estas
situaciones, da lo mejor de sí para aportarle una mejor atención a la comunidad, protegiéndonos
del flujo de pacientes contaminados con Covid eventualmente, o los pacientes no Covid”.
Finalmente, Julio Vargas, Director (S) del Servicio de Salud de Aysén, señaló que estos cambios en
la forma de abordar la pandemia “obedecen a una serie de estrategias que se están
implementando en Atención Primaria de Salud y en los distintos establecimientos. El hecho de
poder separar las atenciones dará mayor seguridad a cada uno de los habitantes de nuestra
región”, finalizó el directivo.